8509832291_eebb34c06f_k

El fenómeno denominado “luna azul” en realidad no se deomina así por su color, sino por que es la segunda luna llena en un mes, en este caso el de julio. Ya hubo una luna llena el 2 de julio y este viernes aparecerá la segunda. Así, cuando hay dos lunas llenas en un solo mes calendario, la segunda se describe como “azul”.

El fenómeno, que se repite cada tres años, ocurre debido a una diferencia entre los meses calendarios -aquéllos de entre 28 y 31 días- y los meses lunares -el tiempo que pasa entre dos lunas llenas- que son siempre de 29,53 días.

luna-llena1

La denominación en sí tiene más de anecdótico o folclórico que de científico, ya que comenzó a conocerse así tras la publicación de la revsta Sky & Telescope, que después fue utilizada a nivel mundial para referirse a este fenómeno. Así, se cree que el origen del termino, “azul” o “blue” en inglés, proviene de una deformación de la palabra “blewe”, que en inglés antiguo significaba “traidor”, ya que una luna adicional en primavera significaba extender el ayuno de la cuaresma.

Sin embargo, aunque la de este viernes no será una verdadera luna azul, sí existen las lunas de este color debido a las partículas en suspensión en la atmósfera que filtran la luz de la luna. Así, pueden verse lunas de color azul después de una erupción volcánica o luego de incendios forestales, fenómenos que emiten una gran cantidad de material particulado.